Pan de Plátano de Canarias


¡Hemos pasado a la Fase 2 de la desescalada en Canarias!


Al igual que muchas otras comunidades autónomas de España, Canarias ha pasado a la Fase 2 de la desescalada. Es una grandísimas noticia, ya que ahora tendremos más libertad de movimiento y podremos acceder a nuestras maravillosas playas que tanto hemos echado de menos.

Y ¿Qué mejor para celebrarlo que una deliciosa receta con Plátano de Canarias?
Pues les traemos esta sencilla y deliciosa receta de Pan de Plátano también conocido como Banana Bread.

Lo bueno de preparar recetas en casa, es que conoces todos los ingredientes que contiene el bizcocho o cualquier otra cosa que cocines, además de poder elaborarlos a tu gusto. Esto es muy positivo, ya que puedes olvidarte de los colorantes, conservantes y demás extras dañinos para nuestra salud.

Si eres un amante de los bizcochos y del plátano, esta receta se convertirá en una de tus favoritas. El pan de plátano es una auténtica delicia para el paladar, la mezcla de los sabores, el olor, la textura…todo.

La clave está en utilizar Plátano de Canarias que esté maduro, cuanto más maduros estén los plátanos en este caso, mejor, ya que estarán muy dulces.

¿Qué necesitas para hacer el Pan de Plátano?

Un molde rectangular sería lo ideal, en caso de no disponer de uno, no importa, cualquier molde apto para horno te servirá, aunque cambiará la forma del bizcocho.

Ingredientes:

– 5 plátanos maduros.

– 250 gr de harina de avena. También puedes utilizar harina de trigo pero la de avena le aporta más sabor.

– 1 cucharadita de postre de bicarbonato.

– 1 cucharadita de postre de levadura química.

– 2 huevos 

– 100 gr de azúcar moreno.

– 120 gr de mantequilla.

– 1/2 cucharadita de postre de canela, o si lo prefieres, esencia de vainilla.

– Una pizca de sal.

– 70 gr de pepitas de chocolate.

– 30 gr de nueces peladas.

Para decorar:

-1 plátano maduro.

– Sal en escamas.

– Nueces al gusto.

– Pepitas de chocolate al gusto.

Preparación del pan de Plátano

1 En un bol grande pon el azúcar y la mantequilla. Bate bien con unas varillas manuales o eléctricas hasta que la mezcla sea cremosa.

2 Pela los plátanos y escáchalos con un tenedor hasta que quede una crema lo más homogénea posible.

3 Precalienta el horno a 180ºC durante unos 10 minutos mientras terminas la mezcla.

4 Incorpora los plátanos y los huevo al bol y bátelo todo bien para que se integren los ingredientes

5 Trocea las nueces en trocitos pequeños, y si quieres añadir chocolate para postres, trocéalo también. Si tienes chips o pepitas de chocolate no hará falta trocearlos.

6 Añade la harina tamizada, para que no tenga grumos. Haz lo mismo con la canela, la levadura  y el bicarbonato e incorpora también la pizca de sal. Vuelve a batirlo todo bien hasta que se mezclen los ingredientes. Debes saber que entre que añades el bicarbonato y metes el bizcocho al horno debe pasar el menor tiempo posible para que su efecto burbujeante se note en el bizcocho, aireándolo.

7 Termina añadiento las pepitas de chocolate y las nueces ligeramente troceadas, y mézclalo todo bien.

8 Unta tu molde con un poco de mantequilla con ayuda de un pincel de cocina, o si lo prefieres fórralo con papel de horno.

9 Vierte la mezcla del bizcocho en el molde y decóralo. Pela el plátano que te sobre y córtalo en rodajas para ponerlas sobre el bizcocho.

10 Esparce por encima un poco de sal en escamas, algunos trozos de nueces y unas pepitas de chocolate.

11 Introduce el molde en el horno a altura media, con calor arriba y abajo y ventilador. Hornea durante unos 50-60 minutos o hasta que veas que está listo. Puedes comprobarlo pinchando el bizcocho con un palillo y si sale con pocos restos pegados es que está listo. Decimos lo de pocos restos porque es un bizcocho que no hay que cocinar al 100% o hasta que se seque por completo, ya que siempre quedan restos que suelen ser trocitos de plátano. Si está excesivamente blando al tacto y no tiene todavía una cierta estructura, déjalo unos minutos más.

Vigílalo a partir del minuto 40 y si ves que se está dorando demasiado por arriba, tápalo con papel de aluminio y sigue horneándolo.

Por último, apaga el horno, saca el bizcocho y déjalo reposar durante unos 10 minutos. Cuando pasen los 10 minutos sacalo con cuidado del molde y déjalo enfriar sobre una bandeja o sobre el papel de horno si es que habías forrado el molde con él.

¡Y listo! Ahora a disfrutar de este maravilloso Pan de Plátano.
Esperamos que les haya gustado esta receta, estén atentos a nuestro blog para descubrir más recetas deliciosas y para conocer todas las noticias sobre tu plátano favorito, el Plátano de Canarias.

Visita nuestra web para más blogs.

 

¡SOMOS PLATANIA!